Legislación internacional

Carta Europea del Patrimonio Arquitectónico. Carta de Ámsterdam (1975)
Por: ICOMOS

1975 fue declarado por el Consejo de Europa como Año Europeo del Patrimonio Arquitectónico. La Carta Europea del Patrimonio Arquitectónico reconoce que la arquitectura de Europa es parte integrante del patrimonio cultural de todo el mundo y afirma la intención de los Estados miembros de cooperar entre ellos para protegerlo.

Organizado en diez principios, el documento recomienda a los gobiernos de los Estados miembros adoptar las medidas de orden jurídico, administrativo, financiero y técnico necesarias para la puesta en marcha de una política de conservación integrada que es el resultado de la acción conjunta de las técnicas de restauración e investigación de las funciones apropiadas. LEER LA CARTA EUROPEA DEL PATRIMONIO ARQUITECTÓNICO


Declaración de Ámsterdam (1975)
Por: Consejo de Ministros de Europa.

La Declaración de Ámsterdam recoge las recomendaciones del Congreso de Ámsterdam celebrado del 21 al 25 de octubre de 1975.

La Declaración reconoce que la arquitectura europea es parte del patrimonio cultural mundial por ello su conservación es vital, y debe ser objetivo de la planificación urbana y de la ordenación del territorio. Reconoce como expresión única de la riqueza cultural al patrimonio arquitectónico europeo. Debido a su importancia y al ser herencia de todos los pueblos, su conservación recae en todos los Estados europeos y debe ser incluida en todas las políticas culturales.

Reafirma su voluntad de promover una política común y ejecutar acciones de protección del patrimonio arquitectónico basándose en los principios de la conservación integrada concepto que da inicio la Carta Europea del Patrimonio Arquitectónico. LEER LA DECLARACIÓN DE ÁMSTERDAM


Convención sobre la protección del patrimonio mundial, cultural y natural (1972)
Por: UNESCO

Aprobada en la 17ª reunión de la Conferencia General de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura reunida en París del 17 de octubre al 21 de noviembre de 1972, la Convención tiene por objeto identificar, proteger, conservar, revalorar y transmitir a las generaciones futuras el patrimonio cultural y natural de Valor Universal Excepcional. Además, integra el concepto de conservación de la naturaleza con la preservación de los sitios culturales.

La Convención es una herramienta eficaz que permite afrontar los desafíos contemporáneos relacionados con el cambio climático, la urbanización descontrolada, el turismo de masas, el desarrollo socioeconómico sostenible y las catástrofes naturales.

En la actualidad 193 países han ratificado la Convención del Patrimonio Mundial. LEER EL DOCUMENTO


La Carta del Restauro (1972)
Por: UNESCO

También conocida como la Carta de Roma, es un documento elaborado por Cesare Brandi con la colaboración de Guglielmo De Angelis D´Ossat, especialistas con una amplia experiencia en la restauración en la que se establece una serie de normas para salvaguardar y restaurar los diversos elementos arquitectónicos, a los que se agregaron los escultóricos y pictóricos.

Este documento es una referencia indispensable, con el manejo de conceptos como la reversibilidad y el respeto a la materia como documento histórico, motivos por los que ha sido muy utilizado como fundamento de la teoría y técnicas de conservación o restauración. LEER LA CARTA DEL RESTAURO


Normas de Quito (1967)
Informe final de la reunión sobre conservación y utilización de monumentos y lugares de interés histórico y artístico

Por: ICOMOS

En el año 1967 se celebró en Quito —convocada por la Organización de Estados Americanos OEA— la Reunión sobre conservación y utilización de monumentos y lugares de interés histórico y artístico, resultado de esta reunión se redactaron las Normas de Quito, en ellas se asumió por vez primera el tema del patrimonio desde un punto de vista latinoamericano.

Estas Normas han constituido un innegable punto de referencia para el ámbito latinoamericano en su relación con centros históricos, bienes arquitectónicos y complejos monumentales.

Diez años más tarde se perfeccionaron los principales enunciados en la Carta de Quito (1977). LEER LAS NORMAS DE QUITO


La Carta de Venecia (1964)

Del 25 al 31 de mayo se realizó en Venecia, Italia, el “II Congreso internacional de arquitectos y técnicos de monumentos históricos” en este se adoptó la Carta Internacional para la Conservación y Restauración de Monumentos y Sitios, más conocida como la Carta de Venecia y se creó el Consejo Internacional de Monumentos y Sitios, ICOMOS.

A partir de la Carta de Venecia, se han formulado numerosas Cartas, Declaraciones, Recomendaciones y otros documentos internacionales específicos, en muchos de ellos se indica que son complementarios a la Carta de Venecia confirmado la vigencia de sus postulados. LEER LA CARTA


La Carta de Atenas (1931)

La carta de Atenas fue suscrita en la “Conferencia internacional de expertos para la protección de monumentos de arte e historia” realizada en Atenas del 21 al 30 de octubre de 1931.

Este documento fue el primero de carácter internacional y normativo que establecía una serie de principios de la teoría contemporánea de la restauración científica. El mayor aporte de la Carta de Atenas fue considerar no sólo la protección del monumento como un objeto aislado y singular, sino también al ambiente que lo circunda. LEER LA CARTA